You are here

El trastorno específico del lenguaje

En esta página:

¿Qué es el trastorno específico del lenguaje?

Una niña jugando con letras de colores en bloques.

El trastorno específico del lenguaje es uno de los trastornos del desarrollo más frecuentes y afecta aproximadamente a entre el 7% y el 8% de los niños que van al jardín de infantes.

El trastorno específico del lenguaje (SLI, por sus siglas en inglés), es un trastorno de la comunicación que interfiere en el desarrollo de las habilidades del lenguaje en niños que no tienen pérdida de audición o discapacidad intelectual. El trastorno específico del lenguaje puede afectar el habla, la capacidad para escuchar, la lectura y la escritura de los niños. También se le conoce como trastorno del desarrollo del lenguaje, retraso del lenguaje o disfasia del desarrollo. Es uno de los trastornos del desarrollo más frecuentes y afecta aproximadamente a entre el 7% y el 8% de los niños que van al jardín de infantes (kínder). Por lo general, los efectos de este trastorno continúan en la edad adulta.

¿Qué causa el trastorno específico del lenguaje?

Se desconoce la causa del trastorno específico del lenguaje, pero hay descubrimientos recientes que sugieren que tiene un fuerte vínculo genético. Es más probable que los niños con trastorno específico del lenguaje tengan padres y hermanos que también han tenido dificultades y retrasos en el habla, comparados con niños sin este trastorno. De hecho, del 50% al 70% de los niños con trastorno específico del lenguaje tienen al menos un familiar con este trastorno.

Aprender más de un idioma a la vez no causa el trastorno específico del lenguaje. No obstante, el trastorno puede afectar tanto a niños multilingües como a niños que hablan un solo idioma.

¿Cuáles son los síntomas del trastorno específico del lenguaje?

A menudo, los niños con trastorno específico del lenguaje se tardan más en empezar a hablar (alcanzan las etapas del desarrollo del lenguaje hablado más tarde que otros niños de la misma edad).

Los niños en edad preescolar con trastorno específico del lenguaje podrían:

  • tardar más en agrupar palabras en oraciones, en comparación con otros niños;
  • tener dificultad para aprender nuevas palabras y conversar;
  • tener dificultad para seguir instrucciones, no porque sean tercos, sino porque no entienden bien las palabras que se les dicen;
  • cometer con frecuencia errores gramaticales al hablar.

Aunque algunos niños que se tardan más en empezar a hablar, con el tiempo logran ponerse al día con sus compañeros, los niños con este trastorno tienen dificultades persistentes con el lenguaje. Los síntomas comunes en los niños mayores y en los adultos con trastorno específico del lenguaje incluyen lo siguiente:

  • uso limitado de oraciones complejas,
  • dificultad para encontrar las palabras correctas,
  • dificultad para entender un lenguaje figurado,
  • problemas de lectura,
  • narración y escritura desorganizadas,
  • errores gramaticales y ortográficos frecuentes.

¿Cómo se diagnostica el trastorno específico del lenguaje?

Si un médico, maestro, padre o madre de familia sospecha que un niño tiene trastorno específico del lenguaje, un patólogo del habla-lenguaje (un profesional capacitado para evaluar y tratar a las personas con problemas de habla o de lenguaje) puede evaluar las habilidades lingüísticas del niño. El tipo de evaluación depende de la edad del niño y las preocupaciones que dieron origen a la evaluación. Por lo general, una evaluación incluye lo siguiente:

  • observación directa del niño,
  • entrevistas y cuestionarios para padres o maestros,
  • evaluaciones de la capacidad de aprendizaje del niño,
  • pruebas estandarizadas sobre el desempeño actual del lenguaje.

Estas herramientas permiten que el patólogo del habla-lenguaje compare las habilidades de lenguaje del niño con las de sus compañeros de la misma edad, identifique dificultades específicas y planifique posibles objetivos del tratamiento.

¿Es lo mismo el trastorno específico del lenguaje que un problema de aprendizaje?

El trastorno específico del lenguaje no es lo mismo que un problema de aprendizaje. No obstante, sí es un factor de riesgo para los problemas de aprendizaje, ya que tener dificultad con las habilidades básicas del lenguaje afecta el desempeño en el aula. Esto significa que los niños con trastorno específico del lenguaje tienen una mayor probabilidad de que se les diagnostique un problema de aprendizaje que los niños que no tienen este trastorno.

Estos niños pueden tener dificultad para traducir las letras en sonidos que pueden leer. Sus habilidades de escritura pueden verse debilitadas por errores gramaticales, un vocabulario limitado y problemas de comprensión y de organización de pensamientos en oraciones coherentes. Las dificultades con la comprensión del lenguaje pueden representar un reto para resolver problemas de matemáticas (expresados en palabras). Además, algunos niños con trastorno específico del lenguaje pueden mostrar indicios de dislexia. Cuando llegan a la edad adulta, las personas con este trastorno tienen una probabilidad seis veces mayor de que se les diagnostiquen discapacidades de lectura y ortografía y cuatro veces mayor de que se les diagnostiquen discapacidades matemáticas que aquellas que no tienen trastorno específico del lenguaje.

¿Dura toda la vida el trastorno específico del lenguaje?

El trastorno específico del lenguaje es un trastorno del desarrollo, lo que significa que sus síntomas aparecen por primera vez en la infancia. Esto no quiere decir que el problema desaparece a medida que los niños crecen. Al contrario, es probable que el problema, que es evidente en la primera infancia, continúe, pero cambia con el desarrollo del niño.

Por ejemplo, un niño pequeño con este trastorno tal vez use oraciones no gramaticales en la conversación, mientras que un adulto joven con el trastorno podría evitar el uso de oraciones complejas en las conversaciones y posiblemente tenga dificultad para producir una escritura clara, concisa, bien organizada y precisa en términos gramaticales.

El tratamiento temprano durante los años preescolares puede mejorar las habilidades de muchos niños con retrasos en el lenguaje, entre ellos aquellos con trastorno específico del lenguaje. Es probable que los niños que ingresan al jardín de infantes con retrasos considerables en el lenguaje sigan teniendo problemas, pero ellos e incluso niños aún mayores todavía pueden beneficiarse del tratamiento. Muchos adultos desarrollan estrategias para controlar los síntomas del trastorno específico del lenguaje. Esto puede mejorar su vida social, familiar y laboral diaria.

¿Qué tratamientos están disponibles para el trastorno específico del lenguaje?

Un patólogo del habla-lenguaje debidamente acreditado es quien generalmente trata el trastorno específico del lenguaje. El tratamiento se puede recibir en el hogar, la escuela, programas universitarios para patología del habla y del lenguaje, clínicas privadas u hospitales ambulatorios.

Lo idóneo es identificar y tratar a los niños con trastorno específico del lenguaje a una edad temprana, pero las personas también pueden responder bien, independientemente de la edad en la que comiencen el tratamiento. Este depende de la edad y de las necesidades de cada persona. Comenzar el tratamiento temprano puede ayudar a los niños pequeños a:

  • adquirir elementos faltantes de gramática,
  • ampliar su comprensión y uso de palabras,
  • desarrollar habilidades de comunicación social.

Para los niños en edad escolar, el tratamiento puede centrarse en comprender las instrucciones en el aula, lo que incluye ayudarles con problemas como:

  • seguir las instrucciones,
  • comprender el significado de las palabras que usan los maestros,
  • organizar la información,
  • mejorar las habilidades de hablar, leer y escribir.

Los adultos que comienzan trabajos nuevos, programas vocacionales o su educación superior pueden necesitar ayuda para aprender vocabulario técnico o mejorar las habilidades de escritura en el lugar de trabajo.

¿Qué investigaciones apoya el NIDCD sobre el trastorno específico del lenguaje?

El Instituto Nacional de la Sordera y Otros Trastornos de la Comunicación (NIDCD, por sus siglas en inglés) apoya una gran variedad de investigaciones sobre las causas, los síntomas, el diagnóstico y el tratamiento del trastorno específico del lenguaje. Algunos ejemplos de las investigaciones financiadas recientemente incluyen:

  • Investigaciones genéticas: Los estudios en gemelos y de genética molecular muestran sistemáticamente que el trastorno específico del lenguaje tiene un fuerte vínculo genético. Los investigadores están estudiando el riesgo de retraso en las habilidades del lenguaje en gemelos, en comparación con niños que no nacieron de partos múltiples. Los gemelos muestran un riesgo de retraso en las habilidades del lenguaje, pero parece que no hay un mayor riesgo de problemas del habla o de déficit de coeficiente intelectual no verbal. Otros científicos están estudiando el vínculo genético entre el trastorno específico del lenguaje y las variantes en los genes de ciertos cromosomas.
  • Investigaciones en niños bilingües: Las pruebas estandarizadas que los patólogos del habla-lenguaje usan en las escuelas en los Estados Unidos para detectar trastornos del lenguaje se basan en etapas típicas del desarrollo del lenguaje en inglés. Los niños cuya lengua materna no es el inglés son más propensos a obtener resultados que se consideran que se sitúan dentro del rango de riesgo en estas pruebas. Por eso, resulta difícil distinguir entre los niños que tienen dificultades para aprender un nuevo idioma y los niños que tienen un verdadero trastorno del lenguaje. Después de estudiar a un grupo grande de niños hispanos que hablan inglés como segundo idioma, un grupo de investigadores financiados por el NIDCD desarrolló una prueba de diagnóstico de lenguaje dual para identificar trastornos del lenguaje en niños bilingües. Los ensayos clínicos tendrán como objetivo garantizar que la prueba sea eficaz en grupos de diferentes edades. El mismo equipo de investigación también está sometiendo a prueba un programa de intervención con un pequeño grupo de alumnos bilingües de primer grado con trastorno específico del lenguaje para encontrar técnicas y estrategias que les ayuden a lograr su éxito académico.
  • Investigaciones sobre diferentes terapias: Los investigadores financiados por el NIDCD están creando nuevos diseños de tratamiento y ofreciendo pruebas más rigurosas para las opciones de tratamiento del lenguaje. Los investigadores están aplicando principios básicos de aprendizaje al tratamiento del trastorno específico del lenguaje para mejorar el aprendizaje de palabras y la gramática de los niños en edad preescolar. Otros investigadores están buscando las mejores formas posibles de optimizar las habilidades académicas del lenguaje, como la decodificación de palabras para leer o la producción de historias bien estructuradas. En otros estudios, se están buscando tratamientos que funcionen con las formas en que los adultos con trastorno específico del lenguaje aprenden y recuerdan la información al transcurrir el tiempo. Los investigadores se esfuerzan por desarrollar tratamientos personalizados al explorar cómo y para quién funcionan las intervenciones específicas.

¿Dónde puedo obtener más información sobre el trastorno específico del lenguaje?

Para más información:

Visite el sitio web de la investigación clínica de los NIH para encontrar ensayos clínicos sobre el trastorno específico del lenguaje.

El NIDCD mantiene un directorio de organizaciones que ofrecen información sobre los procesos normales y los trastornos de la audición, el equilibrio, el gusto, el olfato, la voz, el habla y el lenguaje. Actualmente, el directorio está disponible solamente en inglés.

Para más información, comuníquese con nosotros al:

Centro de Información del NIDCD
1 Communication Avenue
Bethesda, MD 20892-3456
Llamada gratuita: (800) 241-1044
Llamada gratuita TTY: (800) 241-1055
Correo electrónico: nidcdinfo@nidcd.nih.gov

Publicación de NIH núm. 11-7751 S
Julio de 2019

Descarga de Adobe Acrobat Reader

Última actualización: 
14 de noviembre de 2019