You are here

Septiembre se enfoca en la evaluación de la audición

September 1, 2003

Más bebés nacen en agosto que en otros meses del año, de manera que recuerde que la audición de su bebé recién nacido debe ser evaluada. Nuevas leyes o normativas de evaluación en muchos estados hacen que haya más bebés evaluados. La evaluación de la audición es sólo la primera parte de un compromiso compuesto de tres etapas para lograr que un bebé con problemas de audición alcance una buena comunicación y al mismo tiempo es el primer paso de un compromiso de dos etapas para los bebés que nacen con audición normal.

Proceso de evaluación de la audición infantil:

  1. EVALUAR (para información)
  2. SABER (obtener un diagnóstico antes de los 3 meses)
  3. PROPORCIONAR intervención apropiada para el desarrollo del lenguaje del bebé que tiene problemas de audición o es sordo.

Usted puede leer información acerca de la evaluación de los bebés en el portal de Internet de NIDCD:

Usted también puede leer acerca de la disminución de la audición en el recién nacido o "la hipoacusia" infantil en los siguientes sitios patrocinados por NIDCD:

¿Qué hacer con un bebé cuya audición es normal al nacer?
Los niños que nacen con audición normal deben ser monitoreados para detectar señales de aparición tardía o progresiva de pérdida de audición. Incluso una pérdida de audición mínima es un factor importante en el éxito escolar y el desarrollo psicosocial. Casi el 15 por ciento de los niños tienen pérdida de la audición de sonidos con frecuencias altas o bajas. El proceso de los bebés que nacen sin pérdida de la audición es:

  1. EVALUAR (para información)
  2. OBSERVAR (para detectar cambios en la comunicación y la necesidad de una prueba para pérdida de la audición de aparición tardía)

¿Qué pueden hacer los profesionales para ayudar a mejorar el seguimiento de los bebés con un problema de audición?

Datos sobre la pérdida de audición:

  • Alrededor de 28 millones de personas en Estados Unidos son sordas o tienen problemas de audición.
  • Alrededor de 1.465.000 individuos de 3 años de edad o más son sordos en ambos oídos.
  • Los últimos datos indican que de cada 1.000 bebés nacidos, 2 a 3 nacen con pérdida de la audición.
  • Estos datos no incluyen a los niños que nacen con audición normal, pero que tienen aparición tardía o progresiva de pérdida de audición. La pérdida de audición es, a menudo, causa suficiente para prevenir el desarrollo espontáneo del lenguaje oral. La identificación más temprana posible de la pérdida de audición infantil es ampliamente avalada como fundamental para el desarrollo del niño.

Nota: Los datos y la información estadística fueron tomados del portal de Internet de Personas Sanas 2010 (Healthy People 2010).

 

Last Updated Date: 
September 1, 2003