Skip to main content
Text Size: sML

¿Ha sido evaluada la audición de su bebé?

En está página:

La mayoría de los niños oyen y escuchan desde el nacimiento. Aprenden a conversar imitando los sonidos a su alrededor y las voces de sus padres y de aquellos que los cuidan. Pero esto no ocurre en todos los niños. En realidad, 2 ó 3 de cada 1.000 niños en los Estados Unidos nacen sordos o con problemas de audición. Otros pierden su audición durante la niñez. Muchos de estos niños podrían necesitar aprender el idioma y a hablar de otro modo, de manera que es importante detectar la sordera o la pérdida de audición lo antes posible.

¿A qué edad debo comenzar a evaluar la audición de mi bebé?

La capacidad auditiva de su bebé debería ser evaluada durante el primer mes de vida. Si se sospecha una pérdida de audición, asegúrese de que un experto en este campo, llamado audiólogo, evalúe la audición de su bebé antes de los 3 meses de edad. Si ésta se confirma, es importante considerar el uso de audífonos y otras opciones de comunicación antes de los 6 meses de edad.

Arriba

¿Dónde puede ser evaluada la audición de mi bebé?

Muchos hospitales someten a evaluación automáticamente a todos los recién nacidos. Algunos hospitales sólo evalúan a los recién nacidos en alto riesgo de pérdida de audición, como los bebés con antecedentes familiares de sordera o con problemas de capacidad auditiva, con bajo peso al nacer, u otros trastornos médicos. Aunque su bebé no tenga factores de riesgo, es importante que sea evaluado, porque muchos niños sin factores de riesgo tienen pérdida de audición. Incluso los niños cuyos padres y abuelos oyen normalmente pueden nacer con una pérdida de audición. Determine qué es lo que el hospital hace en estos casos. Si usted y su bebé ya están en la casa y no sabe si la audición de su bebé fue evaluada, pregúntele al doctor o diríjase a la clínica donde se encuentran los registros de su bebé.

Recientemente, muchos estados han legislado sobre la detección e intervención temprana en la audición. Otros pocos estados evalúan regularmente la audición de la mayoría de los recién nacidos, pero no tienen ningún conjunto de leyes que requiera esta evaluación. Para determinar lo que su estado hace al respecto, visite el portal de Internet de la Asociación Estadounidense del Habla, Lenguaje y Audición--American Speech-Language-Hearing Association (ASHA)--en www.asha.org.

Arriba

¿Cómo será evaluada la audición de mi bebé?

Para evaluar la capacidad auditiva de los bebés se utilizan dos pruebas. En ambas, no se requiere que el niño realice ninguna actividad, sólo que se quede tranquilo.

  • Las Pruebas de Emisiones Otoacústicas (OAE, por su sigla en inglés) pueden revelar si las partes del oído responden adecuadamente al sonido. Durante este examen, un audífono hecho de esponja se coloca en el canal del oído. El oído se estimula con sonido, y se mide el "eco". Este se encuentra en todas aquellas personas que oyen normalmente. La ausencia de eco, podría indicar una pérdida de audición.

  • La Prueba de Respuesta Auditiva Troncoencefálica (ABR, por su sigla en inglés) evalúa cómo el tronco encefálico (parte del nervio que lleva el sonido del oído al cerebro) y el cerebro responden al sonido. Durante esta prueba, su niño usa audífonos y se colocan electrodos en la cabeza y las orejas. Se le puede administrar un sedante leve para ayudarlo a mantenerse calmado y quieto durante la evaluación. La enfermera o el doctor enviarán sonidos a través de los audífonos y medirán la actividad eléctrica en el cerebro de su niño cuando esté escuchando.

Si su niño no responde sistemáticamente a los sonidos presentados durante cualquiera de estas pruebas, su doctor podría sugerir otro examen audiológico y referirlo a un audiólogo para una evaluación más profunda de la capacidad auditiva.

Arriba

¿Por qué es importante evaluar la audición de mi bebé lo antes posible?

El tiempo más importante para un niño para estar expuesto al idioma y aprenderlo es durante los 3 primeros años de vida. De hecho, los niños empiezan a aprender el habla y el idioma durante los 6 primeros meses de vida. La investigación indica que aquellos niños que tengan deficiencia de la capacidad auditiva y consigan tratamiento, tienen mejores aptitudes para aprender el idioma que aquellos que no. Cuanto antes usted se dé cuenta de la existencia de una deficiencia en la audición o de sordera, más pronto podrá asegurarse de que su bebé se beneficia de las estrategias que le ayudarán a aprender a comunicarse.

Arriba

¿Cómo puedo reconocer la pérdida de audición durante la primera infancia?

Aunque la evaluación auditiva está diseñada para detectar la pérdida de audición lo antes posible, algunos niños no desarrollan esta pérdida hasta que son más grandes. En esos casos, los padres, aquellos que los cuidan o los abuelos son a menudo los primeros en darse cuenta. Aunque la audición de su bebé haya sido evaluada, usted debe buscar signos de que su bebé está oyendo bien.

Por ejemplo, durante el primer año, note si su bebé reacciona a los ruidos fuertes, imita sonidos y empieza a responder a su nombre. A la edad de 2 años, pregúntese si su niño juega con su voz, imita palabras sencillas y disfruta jugar a "las escondidas" y a las "palmitas". ¿Está usando su bebé oraciones de dos palabras para hablar y pedir cosas? A los 3 años, note si su bebé empieza a comprender "no ahora" y "no más" y si sigue instrucciones sencillas. Si por cualquier motivo usted piensa que su niño no está oyendo bien, hable con su doctor.

Arriba

Si mi bebé sufre de pérdida de audición, ¿se puede mejorar su capacidad auditiva?

Existen una variedad de dispositivos de ayuda y estrategias que son útiles para los niños que tienen problemas de audición. Algunos ejemplos de estos dispositivos se enumeran aquí. Un audiólogo puede ayudarle a determinar si estos u otros dispositivos pueden asistir a su niño.

  • Los audífonos son instrumentos que amplifican los sonidos. Se usan dentro o detrás de la oreja y vienen en varias formas y tamaños diferentes. Los audífonos pueden usarse en distintos grados de pérdida de audición moderada o grave. Un audiólogo decidirá el audífono que funcionará mejor de acuerdo al tipo de pérdida auditiva de su bebé y lo ajustará a su oreja. Los audífonos pueden ser costosos, por tanto tendrá que determinar si tienen alguna garantía o período de prueba. También querrá conversar con su proveedor de seguro médico para averiguar si cubre o no este tipo de procedimiento.

  • Los implantes cocleares tienen tres partes: una pieza retroauricular, un procesador del habla y un receptor. La pieza retroauricular se coloca detrás de la oreja, donde recoge el sonido y lo envía al procesador del habla. El procesador del habla, del tamaño de un beeper--pager--que puede caber en un bolsillo o en el cinturón, transforma el sonido en una señal especial que se envía al receptor. El receptor, un disco del tamaño de una moneda de 25 centavos de dólar que el cirujano coloca bajo la piel detrás de la oreja, envía la señal de sonido al cerebro.

No todos los niños con pérdida de audición deberían usar implantes cocleares. Los doctores y los expertos en audición piensan que son mejores para aquellos que tienen una pérdida de audición profunda y no se beneficiarían con los audífonos.

Según crecen los niños, muchos otros dispositivos están disponibles para ayudarles a escuchar. Algunos dispositivos ayudan a los niños a que oigan mejor en clases. Otros facilitan la conversación telefónica o ver televisión. Por ejemplo, los sistemas de enseñanza auditiva y los sistemas LOOP pueden ayudar a eliminar o disminuir otros ruidos y hacer más fácil que su niño oiga a alguien en una habitación o entorno lleno de personas. Otros, como los sistemas personales de frecuencia modulada (FM) y los amplificadores personales, son mejores para las conversaciones de persona a persona.

Arriba

¿Cómo puedo ayudar a mi bebé a comunicarse?

Existen una variedad de formas de ayudar a los niños con pérdida de audición a expresarse e interactuar con otros. Las opciones principales se enumeran a continuación. La alternativa que usted elija dependerá de cómo quiere que su bebé aprenda y se comunique. Averigüe sobre todas sus opciones y converse con expertos.

  • Las opciones orales/auditivas combinan la audición, lectura de labios, dispositivos de audición tales como audífonos e implantes cocleares. La meta de estas opciones es ayudar a los niños a que desarrollen habla y aptitudes del idioma.

  • El lenguaje a señas americano es un idioma usado por algunos niños sordos y sus familias. El lenguaje a señas consta de signos manuales, movimientos corporales, expresiones faciales y gestos. Es un idioma con su propia gramática y sintaxis, las cuales son distintas de cualquier otro idioma. No tiene forma escrita. El lenguaje a señas en español (SSL, por su sigla en inglés) es un idioma usado por ciertos niños sordos hispanos y sus familias.

  • El lenguaje bimodal (Cued) es un sistema que usa figuras manuales en distintas posiciones junto con los movimientos naturales de la boca para representar el habla. Mirar los movimientos de la boca y de las manos puede ayudar a algunos niños a aprender a leer y hablar; esto es especialmente importante para discriminar entre los sonidos que suenan diferentes pero se ven igual en los labios. Idioma a señas en inglés y español son sistemas que usan señas para representar palabras o frases en ambos idiomas. Tanto el idioma a señas en inglés como en español han sido diseñados para mejorar el uso del idioma escrito y hablado.

  • Las opciones combinadas usan partes de los diversos métodos descritos anteriormente. Por ejemplo, algunos niños sordos que usan las opciones orales/auditivas también aprenden el lenguaje por señas. Los niños que usan lenguaje a señas americano también aprenden a leer y escribir en inglés. Las opciones combinadas pueden exponer a los niños sordos o con problemas de audición a distintas maneras de comunicarse y expresarse.

Arriba

¿Tendrá mi niño dificultades en la escuela?

Al igual que otros niños, los niños sordos o con problemas de audición pueden desarrollar aptitudes académicas, sociales y emocionales y tener éxito en el colegio. Usted puede hacer mucho para asegurar que esto suceda. Determine cómo el sistema escolar al que su hijo pertenece ayuda a los niños con pérdida de audición. Con su ayuda, la escuela de su hijo elaborará un Programa Individualizado de Educación. Explore los programas fuera del colegio que pueden ayudarle a usted y a su niño, y converse con otros padres que ya hayan pasado por esto. Recuerde que la Ley de Educación de Individuos con Discapacidades (IDEA, por su sigla en inglés) asegura que los niños con pérdida de audición reciban programas de intervención gratuitos y apropiados, desde el nacimiento hasta la finalización de los años de estudio. Sírvase ver la lista bajo el nombre Departamento de Educación de los Estados Unidos, junto con otros recursos ofrecidos a continuación.

¿Cómo puedo obtener mayor información?

El NIDCD mantiene un directorio de organizaciones que pueden responder sus preguntas y proporcionarle información, por escrito o en formato electrónico, acerca de este tema. La lista de organizaciones está localizada en www.nidcd.nih.gov/directory. Actualmente, el directorio por Internet está disponible solamente en inglés.

Use las siguientes palabras claves para ayudarle a localizar las organizaciones de mayor relevancia:

Para mayor información, direcciones y números telefónicos adicionales o para recibir una lista de las organizaciones por escrito, contacte a:

NIDCD Information Clearinghouse
1 Communication Avenue
Bethesda, MD 20892-3456
Número de Teléfono Gratuito: (800) 241-1044
Número Gratuito de TTY: (800) 241-1055
Fax: (301) 770-8977
Correo electrónico: nidcdinfo@nidcd.nih.gov

Publicación de NIH No. 01-4968
mayo de 2001

Arriba